Página de inicio

Colecciones

Publicidad

Suscripciones

LIBROS

Librería

Postgrados y postítulos

AGENDA - Encuentros

Fotos

Contáctenos

Otros sitios


Se puede imprimir

En este numero:

- La revolución en el Chile del 2011 y el movimiento social por la educación. Por Claudio PULGAR PINAUD
- Ante la detención del dirigente estudiantil Bryan Seguel Gutiérrez
- Nace la Fuerza Socioambiental en Defensa de los Territorios

- Sumario completo



Página de inicio

Actividades de los dirigentes estudiantiles chilenos en Europa

Camila VALLEJO, Giorgio JACKSON y Francisco FIGUEROA regresaron a Chile el 19 de octubre tras cinco días de intensa actividad en París, Ginebra y Bruselas. Gabriel Iturra, representante de los secundario de la ACES que participó en la delegación junto a los universitarios de la CONFEH, se quedó unos días más en Francia para completar un cargada agenda de encuentros.

En Europa sorprendió la claridad y fuerza de los argumentos de los líderes estudiantiles. Las demandas de educación gratuita y de calidad, aparecían como algo tan evidente, que los ciudadanos franceses no podían creer que en Chile no existiera una sola universidad gratuita y que la desigualdad fuera tan grande.

Al llegar a Santiago Camila Vallejo declaró que fue un viaje muy positivo agregando que "llegamos a la conclusión que el Estado chileno tiene tareas pendientes con organizaciones como la Unesco y la ONU y en la ley de presupuesto, en el gasto de educación no se ha avanzado nada".

Giorgio Jackson señaló que el gobierno de Chile no está mirando el mundo, las experiencias del mundo dicen que la principal riqueza es el conocimiento, si quieres distribuir ese poder, hay que partir garantizando la educación.

Francisco Figueroa sostuvo que al gobierno le iría mejor si estudiara otras experiencias en educación en vez de escuchar tanto a los Carlos Larraín y a los Cristián Labbé.

Justo antes de regresar a Santiago asistieron en París, el martes por la tarde, al último encuentro público de la gira europea. Organizado por la UNEF (Unión Nacional de Estudiantes Franceses), el acto se realizó en la Universidad Panthéon-Assas y fue muy emocionante ya que además de la delegación chilena, compuesta por Camila VALLEJO, Giorgio JACKSON, Francisco FIGUEROA y GABRIEL ITURRA, intervinieron dirigentes estudiantiles de Francia, Italia y Gran Bretaña así como una representante de los indignados españoles.

El acto finalizó con multiples aplausos y gritos de consignas contra la educación de mercado, la educación no es una mercancia, y va a caer la educación de Pinochet... mientras se desplegaba la gigantesca bandera chilena que cubrió todo el anfiteatro.

(JPEG)
(JPEG)
(JPEG)
(JPEG)
(JPEG)

Fotografías Jerónimo Berg

En la mañana del martes los líderes estudiantiles estuvieron en Bruselas donde fueron recibidos por parlamentarios europeos. A comienzos de la tarde asistieron al encuentro con la comunidad chilena en la Casa de América Latina en Bruselas.

Video de 10 minutes en Espagnol & Français _Réalisation: Aurélien Merceron en association avec Wikube
http://www.zintv.org/spip.php?article912

Entrevista en Radio Universidad de Chile:
http://radio.uchile.cl/noticias/127067

(JPEG)
(JPEG)

SUIZA:
FRANCISCO FIGUEROA, vicepresidente de la FECH y GABRIEL ITURRA, representante de la ACES Se reunieron el lunes 17 en Ginebra con representantes de la ONU en el Palacio Wilson. Posteriormente participaron en un encuentro con la comunidad chilena y estudiantes suizos.

(JPEG)

Debate organizado por los estudiantes suizos de la CUAE en la Universidad Uni Mail (Francisco Figueroa, Gabriel Iturra, Gloria Kilberg)

Gabriel Iturra señaló: "Nos recibieron en la Estación con banderas y consignas referente al movimiento estudiantil chileno. Posteriormente concurrimos a la cita con la Comisión de DD.HH de la ONU, el Alto Comisionado nos recibió y le informamos con evidencia la brutal represión ejercida por parte del Estado chileno, a los estudiantes y a la población en todos estos meses de movilización. Conversamos con parlamentarios y luego fuimos al foro con alrededor 300 personas, entre ellas se encontraban miembros de los indignados de Suiza".

Francisco Figueroa declaró que la reunión fué muy fructífera. La máxima institución internacional de derechos humanos ha tomado nota y se interesará con mayor preocupación por las violaciones sistemáticas de varios derechos fundamentales en Chile, como el derecho a la educación en general, teniendo en cuenta sobre todo dicho acceso a los desfavorecidos.

La delegación chilena fue recibida por la Sra. Maya Andrijasevic-Boko del secretariado del Comité de Derechos Económicos, Sociales y Culturales; por Santiago Martínez, encargado de América para el Alto Comisionado de Derechos Humanos. También estuvo Pfeiffle Guillaume, asistente para el Relator sobre los Defensores y Manifestaciones Pacíficas y Yiyao Zhang representando el mandato Tortura. En la segunda reunión los recibió la Sra Magdalena Sepúlveda Carmona, Relatora Especial para la Extrema Pobreza.

(JPEG)

Tania Valdés, Hayin-Ray Antileo, Sebastián Farfán, Francisco Figueroa y Gabriel Iturra.


PARÍS - OCDE:

Paralelamente a las actividades en Ginebra, en París Camila Vallejo y Giorgio Jackson se reunieron con representantes de la OCDE, enre ellos Bárbara Ishinger, directora de Educación; el asesor especial sobre política educativa, Andreas Schleicher y Richard Yelland, jefe de la División de Gestión e Infraestructuras de la Direccion de Educación de la OCDE.

En la misma sede de la OCDE conversaron con Mario Marcel –ex director de Presupuesto del gobierno de Ricardo Lagos–, ahora subdirector de la OCDE.


El domingo 16 de octubre los dirigentes estudiantiles Camila VALLEJO, Giorgio JACKSON, Francisco FIGUEROA y Gabriel ITURRA se reunieron con el filósofo Edgar Morin primero y luego con el escritor e intelectual francés Stéphane Hessel, autor de los libros “Indígnate” y “Comprométete”, que han inspirado el movimiento mundial de "LOS INDIGNADOS".

En ambos encuentros los estudiantes chilenos recibieron un caluroso apoyo de los intelectuales por las movilizaciones que han cambiado el rostro de Chile.

La reunión con Edgar Morin duró más de una hora. El filósofo francés sostuvo que las universidades, no pueden entregarse ni al mercado ni a los especuladores financieros. Los jóvenes invitaron a Edgar Morin a visitar Chile para encontarse con los estudiantes.

Stéphane Hessel, que va a cumplir 94 años en unos días, los recibió en su casa y valoró el rol de las mujeres en las luchas, señalando como ejemplo a Camila Vallejo y los animó a continuar las movilizacins uniéndose con los estudiantes latinoamericanos que están llevando adelante luchas similares.

(JPEG)

Hace una semana Stéphane Hessel y Edgar Morin publicaron un libro conjunto: LE CHEMIN DE L’ESPÉRANCE (Ediciones Fayard, Francia) que será publicado en español en las próximas semanas con el título EL CAMINO DE LA ESPERANZA.


CON LOS INDIGNADOS EN PARIS:

Los líderes estudiantiles chilenos Camila VALLEJO, Giorgio JACKSON, Francisco FIGUEROA y Gabriel ITURRA marcharon el sábado 15 de octubre en París junto a los movimientos ciudadanos y altermundialistas en la manifestación internacional de los indignados que concluyó en el Hôtel De Ville (Municipalidad de París) donde desplegaron una gigantesca bandera chilena con la consigna: "Educación libre, digna y gratuita", es la misma bandera que fué colgada desde el edificio parlamento en Valparaíso.

(JPEG)

En la tarde del sábado, Camila VALLEJO, Giorgio JACKSON, Francisco FIGUEROA y Gabriel ITURRA se reunieron con la comunidad chilena en París, que repletó la Casa de Brasil de la Cité Universitaire. A esa cita se sumó el dirigente universitario de Valparaíso, Sebastián Farfán.

http://www.youtube.com/watch?v=M4vq...

Los líderes estudiantiles chilenos fueron recibidos con un acto cultural y un compilado de las manifestaciones de apoyo:
Aguanten cabros, ¡No están solos!
Bienvenida CONFECH en París 15/10/2011
http://www.youtube.com/watch?v=mM9U...

Los estudiantes chilenos en París recibieron con estas palabras a la delegación estudiantil de Chile:

Compañeros,

El diverso mundo asociativo chileno les da la más fraterna y cálida de las bienvenidas. El mundo de los derechos humanos, de los pueblos originarios, el de los estudiantes,de los músicos, ese Chile al que ustedes han logrado movilizar aquí en Francia, pronunciando desde la Torre Eiffel hasta la Sorbonna un solo canto: estamos con ustedes, A recuperar la Educación pública para el pueblo de Chile!

Han ustedes empapado de contenidos, con enorme creatividad y lucidez un espacio público que se encontraba vacío, sin sus ciudadanos. Han vuelto a abrir las alamedas para pensar el Chile que queremos construir, alojando vuestra lucha en la larga historia de las luchas sociales de nuestro pueblo.

Ustedes y los miles de rostros que en ustedes cuatro hoy se encuentran aquí, han vuelvo a traer la primavera a un Chile que hace mucho no daba la palabra pública a sus ciudadanos, y lo han hecho dando una inmensa lección de construcción colectiva, invitando al país a refundarse.

Vuestra visita convoca al mundo entero a volver la vista hacia Chile, exhibiendo un diágnostico de enormes desigualdades que constrastan violentamente con las cifras de crecimiento económico con las que solo se nos conocía hasta ahora. La visualización internacional del movimiento que han encabezado los estudiantes, estamos seguros va imprimirle aún más fuerza a las propuestas tan justas y razonables que hoy en día el actual gobierno se niega a escuchar.

Queremos agradecerles por estar aquí, por su fuerza inteligente, por su lucha solidaria, por ser inspiradores de un horizonte abierto, por darnos la certeza de que la historia es nuestra y la hacen los pueblos…


El viernes 14 de octubre llegaron a París los dirigentes universitarios chilenos Camila VALLEJO, Giorgio JACKSON y Francisco FIGUEROA junto al dirigente de los estudiantes secundarios (ACES) Gabriel ITURRA, siendo recibidos en el aeropuerto por estudiantes chilenos y franceses en el aeropuerto Charles Gaulle.

Esa misma tarde comenzaron los encuentros primero en la UNESCO y luego con la prensa y la comunidad chilena.

Ver video con las intervenciones de los estudiantes chilenos (Realizado por Radio Latinos):
http://www.youtube.com/watch?featur...

Ver video del acto realizado por Nanette Liberona de la Red de medios de los pueblos:

http://www.youtube.com/watch?v=QgAe...

(JPEG)
(JPEG)

Fotografías Isella Ugarte

Ver nota de J.C. Cartagena y Nadine Briatte (en Rebelión): http://www.rebelion.org/noticia.php...

Ver artículo de El Ciudadano con texto y Fotos: Yasna Mussa:
http://www.elciudadano.cl/2011/10/1...

La delegación fué invitada originalmente por el Institut International des Recherches Politiques des Civilizations (IIRPC), una fundación presidida por el reconocido intelectual Edgar Morin y en su organización participaron numerosas asociaciones de chilenos y fundaciones francesas.


(JPEG)

(JPEG)

Camila Vallejo, Giorgio Jackson y Víctor Hugo de la Fuente en el acto en París, viernes 14 de octubre.
Fotografía Maurice Lemoine

(JPEG)

Foto Matías Garretón


(JPEG)
(JPEG)

Chilenos con los indignados en la Place de la Republique en París.

(JPEG)

Fotografía Jeannette Concha Toro


Ver artículo de Camila Vallejo en Le Monde Diplomatique
¿Y cuál es la revolución educativa?

http://www.lemondediplomatique.cl/a...


Artículo de Giorgio Jackson sobre el movimiento estudiantil y los cambios. En español y luego en francés:

El movimiento estudiantil y los cambios

por Giorgio Jackson

Más allá de los resultados que obtenga el movimiento estudiantil, los cambios ya están aquí y vinieron para quedarse. En pocos meses ha hecho un rápido aprendizaje, se sabe dónde poner la fuerza porque ha identificado la médula de las contradicciones que aprisionan a un gobierno de derecha, que pone su ideología por delante.

Desde hace más de cinco meses, todas las reivindicaciones sectoriales del movimiento estudiantil se han ido articulando a través de un eje central: la desigualdad que impera en Chile. La desigualdad entendida como una perpetuación de ésta, ha sido el foco que nos permitió hacer emerger el descontento que ha estado latente en amplios sectores de la sociedad y que no se expresaba en forma abierta, debido a un autocomplaciente discurso de las autoridades de gobierno.

Una vez instaladas las demandas sectoriales ancladas en la idea de que éstas son justas porque hay una perpetuación de las desigualdades, el proceso comenzó a profundizarse y fuimos de a poco entrando –junto a la ciudadanía- en los problemas de fondo. Al inicio, no era llegar y plantear el debate constitucional porque no iba a ser comprendido; ello requería un proceso de aprendizaje –de la sociedad en general y de nosotros en particular- que es, tal vez, nuestro mayor éxito.

Desde nuestra demanda y discurso inicial de acceso a la educación, financiamiento y de democratización, hemos llegado a la formulación -a través de este proceso- de una clara demanda ciudadana por los cambios constitucionales. En este caminar han salido a la luz las contradicciones del sistema político chileno, sus limitaciones e incapacidades, así como el potencial que tiene este movimiento y los jóvenes para cambiar todo esto. Ha sido un proceso intenso y no exento de problemas, pero tremendamente esclarecedor.

Esta demanda cayó en terreno fértil. Cuando emergió la “Revolución pingüina” había un gobierno de la Concertación que, aunque administraba el mismo modelo, tenía una sintonía y un lenguaje que le permitió neutralizar y administrar ese movimiento y el descontento. Ahora hemos llegado al meollo de las contradicciones porque hay un gobierno que no tiene ni sintonía ni frecuencia para dialogar con esa ciudadanía; es más, es un gobierno que se muestra orgulloso de lo que piensa y es duro en esa postura ideológica, lo cual es lógico ya que son los creadores intelectuales del actual modelo.

Las culpas

Durante la Concertación era fácil que los gobernantes y autoridades culparan al sistema político, a la obstrucción opositora de derecha que no daba los votos para las reformas y usaba ese argumento para descomprimir la presión social, al tiempo que ocultaba su falta de convicción y coraje para impulsar cambios fuera del marco de “la política de los consensos”. Hoy, el gobierno no tiene a quién culpar, porque además concentra todo el poder. Eso permite que la presión social se concentre en un mismo punto: en la desigualdad del sistema. Eso hace que el movimiento sea más ambicioso, menos sectorial y más político, desde el punto de vista de que las demandas se hacen transversales.

Las reformas que levanta el movimiento estudiantil suponen, necesariamente, más y mejor democracia. Ya lo vimos el 4 de agosto pasado, cuando estábamos planteando una reforma tributaria para obtener los recursos que financien las demandas que postulamos o cuando, entre otras cosas, explorábamos la idea de un plebiscito para que participe la ciudadanía en las decisiones; la respuesta del gobierno fue la represión. Ese día llegamos a la médula de la contradicción del sistema. Esto nos lleva a hacernos cargo de las transformaciones más profundas que necesita Chile. Los jóvenes tenemos que proyectar este movimiento en el mediano y largo plazo y, por tanto, hacernos partícipes de esta construcción de sociedad, lo que nos llevará necesariamente a participar en los distintos procesos políticos que se avecinan. Esto requiere más democracia y participación.

Esta demanda por más y mejor democracia ha ido creciendo y es compartida ampliamente, tanto en el movimiento estudiantil como en otros movimientos sociales y la ciudadanía. El alto apoyo a las demandas y a la movilización de los estudiantes por la educación pública incluye, muy probablemente, el reclamo por el cambio del sistema electoral y el fin del binominalismo (1). Eso abre un amplio espacio de convergencia democrática. Esta institucionalidad no da el ancho, es una camisa de fuerza, y la ciudadanía cree que la clase política ya no responde a los intereses de la gente, por eso nuestra demanda está calzando con la ciudadanía y hace patente la necesidad de quitarse dicha camisa.

Tenemos la voluntad política de allegar la fuerza necesaria para estos cambios y para que este movimiento no pase a la historia como uno más. Nuestro sentido estratégico ha puesto en evidencia el desmoronamiento de las actuales alianzas políticas, la del gobierno y la oposición política. Eso abre el espacio para que entre nuestro proyecto, quizás no para ocupar el mismo espacio, pero sí para reordenarlo.

La rapidez de los tiempos

Si en los 60 la reforma universitaria demoró años, hoy los tiempos son más veloces y hacen que los cambios profundos sean más rápidos, de hecho ya están sucediendo. Se está rompiendo la frontera de lo posible, se está desplazando. Y los sentidos comunes están cambiando. El individualismo -“yo trabajo para darle educación a mis hijos y pago por ello”, como decía mucha gente- ha dado paso a nociones más colectivas, donde se constituye una mayoría social que busca que haya educación de calidad para todos, donde el Estado y “lo público” -que en estos tiempos es de nadie- vuelve a ser de todos. Este es el principal giro y eso desembocará, necesariamente, en mayor participación política. Esto comenzará a verse reflejado en las demandas que hará la ciudadanía a las autoridades, incluso locales, y a los candidatos al momento que hagan sus “ofertas”, eso es lo que viene. Porque este punto de inflexión que hemos vivido ha dejado a la democracia más viva que nunca. La gente está participando.

En el propio movimiento estudiantil y en sus instancias de decisión hemos crecido en madurez, y pese a las diferencias y discrepancias que a veces se hacen notorias, hay diversidad en un proyecto común, donde prima el colectivo por sobre las posturas individuales o de grupo. Esa es una garantía para lo que hemos dicho, hecho y esperemos que para lo que viene. No se ve cómo esto puede ser detenido, aunque tome tiempo los cambios ya han comenzado. El atrincheramiento del gobierno, en defensa de sus principios ideológicos, sólo genera más descontento y malestar en la ciudadanía, lo que no dejará de manifestarse en los conflictos que vengan, en las coyunturas políticas que se abran, e incluso en los procesos electorales.

Esta movilización, con la derecha al frente, que es como la lucha de David contra Goliat, ha generado unidad en la diversidad, ha impuesto el sentido colectivo del movimiento y su independencia, y eso ya es casi imposible de ser frenado.

1. Ver encuesta CERC de septiembre de 2011 en www.cerc.cl

*Giorgio Jackson es Presidente de la Federación de Estudiantes de la Universidad Católica, FEUC (www.feuc.cl)

Publicado en la edición chilena de Le Monde diplomatique, octubre de 2011

http://www.lemondediplomatique.cl


Le mouvement étudiant et les changements au Chili

Par Giorgio Jackson, Président de la Fédération des Étudiants de l’Université Catholique.
Article publié dans l’édition chilienne du Monde Diplomatique, octobre 2011 www.lemondediplomatique.cl

Au-delà des résultats que le mouvement étudiant obtiendra, les changements sont déjà en place et ils sont là pour rester. En quelques mois, on a fait un apprentissage rapide, nous savons maintenant où placer notre force car nous avons identifié le cœur des contradictions qui emprisonnent un gouvernement de droite qui met en avant son idéologie.

Depuis plus de cinq mois, toutes les demandes sectorielles du mouvement étudiant ont été formulées à travers un axe central : l’inégalité qui prévaut au Chili. Cette inégalité comprise comme une perpétuation de celle-ci, a été le levier qui nous a permis de mettre en évidence le mécontentement et qui a été latent dans de nombreux secteurs de la société qui ne s’exprimaient pas ouvertement, en raison d’un discours auto-complaisant des autorités du gouvernement.

Une fois installées les demandes sectorielles se sont enracinées dans cette idée qu’elles sont justes parce qu’il y a une perpétuation des inégalités, le processus a commencé à s’approfondir et nous sommes allés peu à peu –avec les citoyens- dans les questions de politique publique. Au début, nous ne pouvions pas proposer le débat constitutionnel, car il ne serait pas compris, cela nécessitait un processus d’apprentissage de la société en général et de nous en particulier, ce qui est peut-être notre plus grand succès.

Depuis notre revendication et discours initial pour l’accès à l’éducation, le financement et la démocratisation, nous sommes arrivés vers une formulation –dans ce processus- d’une demande citoyenne claire pour des changements constitutionnels. Dans ce parcours, les contradictions du système politique chilien ont été dévoilées au grand jour, ses limites et ses incapacités, ainsi que le potentiel de ce mouvement et les jeunes à pouvoir changer tout cela. Cela a été un processus intense et non sans problèmes, mais exceptionnellement instructive.

Cette demande est parvenue sur un sol fertile. Quand est venu la « révolution des pingouins » (NDLT : la révolution des élèves du secondaire dont l’objectif était la modification de la loi sur l’Enseignement héritée du gouvernement militaire) il y avait un gouvernement de la Coalition (NDLT : centre-gauche), bien qu’il gérait le même modèle, ils avaient au moins un air et un langage qui lui a permis de neutraliser et de gérer le mouvement et le mécontentement. Maintenant que nous sommes arrivé au cœur des contradictions, car nous avons en face un gouvernement qui n’a ni syntonisation ou de fréquence pour un dialogue avec les citoyens et, même plus, c’est un gouvernement qui est fier de ce qu’il pense et il est dur dans sa position idéologique, ce qui est logique puisqu’ils sont les créateurs intellectuels du modèle actuel.

Les fautes

Sous le gouvernement de la Coalition, il était facile pour les dirigeants et les autorités de jeter la faute au système politique, et à une obstruction de l’opposition de droite qui ne donnait pas ces votes pour des réformes et utilisait cet argument pour décompresser la pression sociale, tout en cachant sa manque de conviction et de courage pour promouvoir des changements en dehors du cadre de « la politique du consensus ». Aujourd’hui, le gouvernement n’a personne sur qui jeter la faute, car il concentre tout le pouvoir. Cela permet à la pression sociale de se concentrer sur un point : l’inégalité dans le système. Cela rend le mouvement plus ambitieux, moins sectoriel et plus politique, d’un point de vue ou les demandes se font horizontalement.

Les réformes que le mouvement étudiant amènent supposent, nécessairement, plus et une meilleure démocratie. Nous l’avons vu, le 4 août, lorsque nous proposions une réforme fiscale pour obtenir les ressources afin de financer les demandes auxquelles nous postulons et quand, entre autres choses, on a exploré l’idée d’un plébiscite pour permettre aux citoyens de participer aux décisions, la réponse du gouvernement a été la répression. Ce jour-là nous sommes arrivés au cœur de la contradiction du système. Cela nous amène à prendre soin des changements plus profonds dont on a besoin au Chili. Nous les jeunes, nous devons projeter ce mouvement dans le moyen et long terme et donc faire part dans cette société en construction, ce qui nécessairement nous conduira à participer aux différents processus politiques qui nous attendent. Cela exige plus de démocratie et de participation.

Cette demande pour plus et meilleure démocratie a grandi et est largement partagée, tant dans le mouvement étudiant comme dans d’autres mouvements sociaux et de citoyenneté. L’immense soutien pour les revendications et à la mobilisation des étudiants dans l’enseignement public comprend, très probablement, la demande de changement du système électoral et la fin du mode binominal [1]. Cela ouvre un large espace de convergence démocratique. Ce cadre institutionnel n’a pas l’ampleur, c’est une camisole de force, et les citoyens pensent que la classe politique ne répond plus aux intérêts du peuple, c’est pour cela que notre demande s’articule avec les citoyens et souligne la nécessité de changer de chemise.

Nous avons la volonté politique pour rassembler la force nécessaire pour ces changements et pour que ce mouvement ne devienne pas un de plus dans l’histoire. Notre orientation stratégique a mis en évidence l’effondrement des alliances politiques existantes, celui du gouvernement et celui de l’opposition politique. Cela ouvre l’espace pour faire entrer notre projet, peut-être pour ne pas occuper le même espace, mais au moins de le réorganiser.

La vitesse du temps

Si dans les années 60 la réforme de l’université a pris des années, aujourd’hui les changements profonds sont plus rapides, en fait, ils sont déjà en cours. La frontière du possible est en train de se briser, elle bouge. Et le sens commun est en mutation. L’individualisme - « Je travaille à donner un enseignement à mes enfants et je paye pour cela »-, comme beaucoup de gens le disent, a cédé la place à des notions plus collectives, ou se constitue une majorité sociale qui cherche à avoir une éducation de qualité pour tous, où l’État et le « publique », -qui en ce moment n’appartient à personne- revient à être à nouveau à nous tous. C’est un changement majeur et il mènera nécessairement à une plus grande participation politique. Cela sera visible dans les exigences que les citoyens feront aux autorités, même les locales, et aux candidats au moment de faire leur « offre », c’est ce qui vient. Car ce tournant que nous avons vécu as réveillé la démocratie plus que jamais. Les gens participent.

Dans le mouvement étudiant lui-même et dans ses instances de décision nous avons gagné en maturité, et malgré les différences et les divergences qui sont parfois perceptibles, il y a une diversité dans un projet commun, où prime le collectif sur les positions individuelles ou de groupe. Cela est une garantie pour ce que nous avons dit, fait et j’espère pour ce qui vient. On ne voit pas comment cela peut s’arrêter, même si cela prend du temps les changements ont déjà commencé. Le retranchement du gouvernement, en défense de leurs principes idéologiques, cela génère encore plus de mécontentement et de l’agitation parmi les citoyens, et cela révélera dans les conflits à venir, dans les nouvelles conjonctures politiques, et même dans le processus électoral.

Cette mobilisation, avec la droite en face, est comme le combat de David contre Goliath, cela a créé l’unité dans la diversité, cela a imposé le sens collectif du mouvement et de son indépendance, et cela est presque impossible de freiner.

Traduction : wwww.zintv.org

[1] Voir l’enquête du CERC – septembre 2011 sur www.cerc.cl NDLT : Héritage de la dictature, le système binominal est imposé par la constitution de 1980. C’est un scrutin majoritaire binominal (plurinominal), dont la particularité est de favoriser la liste arrivée en deuxième position.

http://www.lemondediplomatique.cl


COMMUNIQUE DE PRESSE

Soutien aux revendications étudiantes en faveur d’une profonde réforme démocratique du système éducatif chilien. Plus de cinq mois de manifestations périodiques, le mouvement de contestation porté par les étudiants chiliens à mis en évidence la nécessite profonds de changements. Le mouvement revendique l’égalité de droit à l’éducation, la fin de la marchandisation de l’enseignement supérieur, la fin des inégalités et les discriminations dont sont victimes les chiliens dans d’autres domaines : santé, logement, salaire, etc.

Or, au cours ces cinq mois de mobilisation, le gouvernement de droite a eu une conduite aveugle du conflit, car non seulement il a été insensibles aux revendications, il a essayé de discréditer le mouvement à travers l’infiltration des policiers provocateur qui ont violemment réprimée une mobilisation estudiantine créative et pacifique. Ce mouvement incarne non seulement le vent d’espoir des changements, il a réussi à mobiliser l’ensemble de la population afin de demander une révision de la Constitution héritée de la dictature et maintenue par les gouvernements de transition depuis 25 ans.

L’Observatoire des Réformes Universitaires (ORUS-INT), l’UNEF, l’institut International de Recherche, Politique de Civilisation (IIRPC), la Fedach, le site d’information Mediapart, vous invite à rejoindre les différentes activités que nous organisons à l’occasion de la venue à Paris de trois principaux leaders chiliens, Giorgio Jackson, président de la fédération d’étudiant de l’université Catholique, membre de Confédération des Etudiants du Chili, Francisco Figueroa, vice président de la Fédération des étudiants de l’Université du Chili et membre de la Confédération des Etudiants du Chili, Gabriel Iturra, membre de la coordination des étudiants lycéen.*

*Camila Vallejos présidente de la FECH et de la CONFECH fait parti aussi de la délégation

Coordinateurs:
Alfredo Pena-Vega
Teo Saavedra
Víctor de la Fuente
Federica Matta
Tito Gonzáles
Maite Albagly
Stanislas Mendy
Jean Marc Salmon
Rodrigo Olavarria

9 octobre

 
Contáctenos | Todos los derechos reservados | Todos derechos reservados © 2017 Le Monde diplomatique.