En kioscos: Septiembre 2021
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu

Turquía

por Ignacio Ramonet

«La Comisión Europea acordó el 6 de octubre pasado recomendar la apertura de las negociaciones con Turquía para su ingreso a la Unión Europea. Se reservó sin embargo la posibilidad de bloquear las negociaciones sine die. Varias voces se alzaron sin fundamentos contra el ingreso de una nación de población mayoritariamente musulmana cuyo acceso a la Unión significaría una apertura hacia Medio Oriente.»

El debate sobre el eventual ingreso –en una docena de años– de Turquía al seno de la Unión Europea carece de sutilezas. Y autoriza muchos delirios. Con fondo de “choque de civilizaciones”, testimonia la actual angustia identitaria de las sociedades occidentales frente al islam. Y saca finalmente a la luz la islamofobia que obsesiona a la casi totalidad de las familias políticas.

Apostando al rechazo instintivo a un gran Estado de mayoría musulmana, algunos, para negar su ingreso, esgrimen argumentos “técnicos”. Hacen de la geografía, por ejemplo, un criterio de exclusión definitivo. Al situarse lo esencial del territorio turco en Asia Menor, no habría, según ellos, que tomar en cuenta esta candidatura. Pero el argumento no vale nada. ¿La Guyana Francesa, en el continente americano, o la isla de la Reunión, en el corazón del Océano Índico, no forman parte de la Unión Europea? ¿Es posible ignorar que la costa egea de Turquía, donde se situaba Troya, es el ala oriental de la Antigua Grecia, cuna de la civilización europea?

Nos preguntamos qué argumentos “técnicos” se avanzarán mañana para retrasar la adhesión de otros dos Estados de mayoría musulmana –Bosnia y Albania– cuya pertenencia geográfica a Europa no da lugar a discusión.

Otros recurren a la historia. Un comisario europeo, Frits Bolkestein, llegó a declarar que si Turquía era admitida en el seno de la Unión, “la liberación de Viena (asediada por los turcos) en 1683 habría sido en vano” (1). Durante este sitio, los vieneses, conocidos por la excelencia de su panadería, debieron racionar la harina y elaborar pancitos a los que les dieron la forma (...)

Artículo completo: 953 palabras.

Texto completo en la edición impresa del mes de noviembre 2004
en venta en quioscos y en versión digital
E-mail: edicion.chile@lemondediplomatique.cl

Adquiera los periódicos y libros digitales en:
www.editorialauncreemos.cl

Compartir este artículo