En kioscos: Diciembre 2022
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu

Finanzas oscuras, legionarios, Karadima y ursulinas…

Una nueva crisis azota a la Iglesia Católica

La Iglesia Católica actúa como aquellas empresas que consideran que el propietario tiene derecho a hacer lo que le de la gana. Pero los tiempos han cambiado; desde hace unos años la gente pide más transparencia y aborrece los abusos.

La actual coyuntura financiera ha puesto de moda hablar sobre responsabilidad empresarial e institucional. No hay multinacional que se precie que no constituya ahora su departamento de RSE e incluso, las más osadas, de reputación corporativa. Esta ola no responde a un simple gesto de buena voluntad. Es fruto de una sociedad civil mucho más crítica e informada, que no está dispuesta a aceptar violaciones a sus derechos, corrupción y abusos de poder. ¿Pero, qué pasaría si por un momento comprendemos a la Iglesia Católica como una empresa más? Si aplicáramos ese criterio nos encontraríamos con una de las multinacionales más antiguas y poderosas del mundo. Su clientela potencial estaría compuesta por 1.181 millones de personas, el 17,40% de la población mundial. El 49,9 % de esta masa de consumidores estaría en el continente americano, un 24% en Europa, el 10,7 % en Asia y el 15, 2% en África. Su personal de planta estaría conformado en el 2009 por 410.593 sacerdotes, 729.371 religiosas, y 38 mil 155 diáconos permanentes. A este enorme ejército lo lideraría un contingente de 5.065 obispos, dirigidos por 117 cardenales, presididos a su vez por el Papa...

Artículo completo: 238 palabras.

Texto completo en la edición impresa del mes de abril 2011
en venta en quioscos y en versión digital
E-mail: edicion.chile@lemondediplomatique.cl

Adquiera los periódicos y libros digitales en:
www.editorialauncreemos.cl

Álvaro Ramis

Teólogo.

Compartir este artículo