En kioscos: Diciembre 2022
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu
Artículo precedente: « Voto femenino en Chile »
Siguiente artículo: « La izquierda desarmada frente a la (...) »
>

Saturación de las vías de transmisión

Hemos puesto freno de mano a la transición energética

Durante el gobierno de la expresidenta Michelle Bachelet, se implementó una política pública que supondría ser el eje articulador para avanzar decididamente en la transición energética. Esta estrategia consistió en perfeccionar el mecanismo de licitaciones de suministro para clientes regulados, abriendo espacios para nuevos actores en el mercado de generación, con el objetivo de fortalecer la incorporación de energías renovables e introducir mayor competencia. En complemento a lo anterior, el ingreso de energías limpias y de bajo costo permitirían reducir las tarifas de electricidad en el mediano plazo.

En esa misma época, se comenzó a trabajar en una nueva regulación del segmento de transmisión, la cual permitiría reducir los tiempos de construcción de nuevas y más robustas carreteras eléctricas. Los resultados quedaron plasmados en la nueva ley de transmisión, que tendría como caballo de batalla implementar un “Estudio de Franjas”, con el objetivo de reducir los conflictos ambientales y con la ciudadanía.

Con el “Estudio de Franjas” y el nuevo mecanismo de licitaciones, el sector eléctrico tendría al menos dos herramientas potentes para comenzar a resolver los problemas de saturación de las carreteras eléctricas e introducir energías limpias y de bajo costo. En esta misma línea, y en el gobierno del expresidente Sebastián Piñera, se avanzó en un plan para retirar las centrales a carbón, definiendo metas exigentes para los años 2030 y 2035. De hecho, parte de este programa consideraba, a 2024, retirar todas las centrales a carbón con más de treinta años en operación.

Desafortunadamente, pareciese que hemos puesto a un freno de mano forzado a todos los avances que se habían producido en los años anteriores. Los motivos de esta aseveración se describen a continuación: En primer lugar, la autoridad del gobierno anterior retiró el denominado “Estudio de Franjas” al proyecto emblemático conocido como Kimal – Lo Aguirre. Se establece como prioridad implementar este proyecto, puesto que la columna vertebral del sistema eléctrico está prácticamente saturada y no es posible aprovechar la inyección de energía en varios puntos de la red.

El retiro “Estudio de Franjas” trae al presente todos los problemas y conflictos asociados a la construcción del tramo Cardones – Polpaico. Este tramo, finalmente, permitió establecer un único sistema interconectado en Chile para transmitir energía limpia y de bajo costo a los puntos del país. Sin embargo, debemos recordar que esta línea se congestionó pocos meses de la entrada en servicio, producto de la extensa demora para finalizar la construcción.

Actualmente, un proyecto de línea de transmisión puede demorar hasta diez años para estar en total operación y el “Estudio de (...)

Artículo completo: 1 379 palabras.

Texto completo en la edición impresa del mes de noviembre 2022
en venta en quioscos y en versión digital
E-mail: edicion.chile@lemondediplomatique.cl

Adquiera los periódicos y libros digitales en:
www.editorialauncreemos.cl

Humberto Verdejo Fredes

Director del Departamento de Ingeniería Eléctrica.
Universidad de Santiago de Chile.

Compartir este artículo