Página de inicio

Colecciones

Publicidad

Suscripciones

LIBROS

Librería

Postgrados y postítulos

AGENDA - Encuentros

Fotos

Contáctenos

Otros sitios


Se puede imprimir

En este numero:

- Psicología Comunitaria; diálogo sobre una tensión entre el determinismo académico o el entreguismo institucional. Por Marco Silva Cornejo.
- Inminente intervención en Siria. Por Philippe Leymarie
- Quinto Aniversario la Revolución Ciudadana de Ecuador por Emir Sader

- Sumario completo



Página de inicio

Al cumplirse 47 años de la nacionalización del cobre. Mensaje a los trabajadores de Codelco Chile. Por Nelson Aquiles Soto

Hoy 11 de Julio se cumplen 47 años de la Nacionalización del Cobre, donde el principal accionar valórico en este hito histórico para Chile, fue la UNIDAD transversal de hombres que en aquella época estaban en los distintos cargos de los poderes del estado partiendo por el Ejecutivo, bajo el mando del compañero Presidente Salvador Allende, unidad comparada con la era actual, hoy estamos años luz de alcanzar a esos pro hombre, que dejaron de lados sus ideología respetadas por cierto, hicieron valer por sobre todo otro interés, la recuperación de la Dignidad Nacional y libertad económica de muestro país.

La recuperación del cobre para Chile, es de todos sabido, han permito el ingreso a las arcas fiscales durante estos 47 años, más de 130 mil millones de dólares, los cuales han sido ocupados por el estado en programas sociales, salud, educación etc., y que lamentablemente incluso ha permitido financiar a corruptos, algunos de ellos a través de asociaciones ilícitas, u otro aprovechándose de sus cargos públicos o sindicales, para sus mezquinos intereses personales.

También los trabajadores, supervisores y ejecutivos de esta empresa, debemos ser honestos en reconocer, que estar trabajando o haber trabajado en Codelco, permitió o está permitiendo, el desarrollo de nuestras familias y nuestros hijos, y ello solo gracias a esos hombre visionarios.

Una manera de dimensionar esta realidad de aterrizar a trabajadores supervisores y ejecutivo, que trabajan o trabajaron en Codelco, es colocar nuestra mente y posicionarlas el primer día que fuimos contratados en Codelco, preguntándonos:

¿Cuáles eran nuestras esperanza, para nuestro desarrollo personal y familiar que teníamos a ingresar a esta empresa?

¿Cuál era la procedencia social y cultural que teníamos al ingresar a Codelco?

¿Estábamos y estamos consciente de nuestra raíces y origen, asi también de nuestros padre y abuelos?

Las respuestas son personales de cada trabajador, los más tengo la certeza, que no olvidan su pasado, independiente de la posición económica que tenga ahora, pero también muchos, han olvidado su clase y origen, enceguecidos por el mercado neoliberal y el consumismo, perdiendo lo esencial que tenía el trabajador del cobre, desde mucho antes de la nacionalización, la solidaridad, la lucha de clase, y el compañerismo.

También en este aniversario es buenos recordar como desarrollábamos nuestras labores los que ingresamos los 70, 80 y 90 , que si bien es cierto a los inicio de los 70, recién se estaba incorporando la tecnología a las empresa y que Codelco no era ajeno, cono ejemplo el tema de las comunicaciones, con los mensajes de telex, o ingreso fotocopiadoras Xerox de gran tamaño, el trabajo y el compromiso con la empresa y el país, era ni más ni menos demostrar que estos ¨Indios chilenos¨, como nos trataron los gringos después de la nacionalización, que no seriamos capaces de administrar esta empresa, y que no pasarían 6 meses, y los estaríamos llamando para que se hicieran cargo nuevamente sostener esta empresa.

El cálculo le falló han pasado 47 años y esta empresa sigue en manos del estado, y el principal factor de este éxito, especialmente después de la Nacionalización, han sido su capital humanos, vale decir sus trabajadores, con la Impregnación de espíritu de cuerpo o puesta de la camiseta con la empresa.

Pero esto no fue mágico, más bien, era el justo equilibrio, con los resultados esperados por las administración y las compensaciones económicas que recibían los trabajadores, estipuladas en los Contratos colectivos, solo por mencionar el caso de los obreros Rol C, que existían en ese entonces, estos obreros ganaron mucho más compensaciones económicas cuando tenían esta clasificación que cuando fueron promocionado después de los a empleados Rol B.

Pero todas esas compensaciones que beneficiaban a los trabajadores fueron perdiéndose en el camino, producto de la estrategia de la empresa, en cuanto a evitar las Negociaciones Colectivas Normales, incorporando las Negociaciones Colectivas Anticipadas, donde ¨los abultados Bonos por Término de Negociación Anticipada, dejaban fuera la discusión puntos importantísimos que incidían fundamentalmente durante todo el periodo que duraba el contrato colectivo, por la inclinación de los ¨Malditos Bonos de Término de Negociación Anticipada¨ quitando toda fuerza a cualquier lucha por mejoras reales salariales, y que hoy mirando la historia nadie podría decir lo contrario.

Pero los trabajadores del cobre artífice de la Nacionalización, no estaban solo, tenían y tienen sus representantes sindicales de los sindicatos base y los dirigentes sindicales nacionales, a través de la Federación de Trabajadores del Cobre, lamentablemente a diferencia de dirigentes sindicales como Clotario Blest, Manuel Bustos, y el mismo y gran Presidente de la Confederación del Cobre , Héctor Olivares ( El negro Olivares), poco a poco perdiendo el foco y el rol que tenían y que tiene que tener un represéntate de los trabajadores, han sido y son los responsables de validar con engaño a sus bases, negociaciones colectivas anticipadas, incluso algunas aprobadas con votaciones fraudulentas, y lo más grave de todo, avalada estas acciones por la cúpulas de algunos dirigentes nacionales de la Federación de Trabajadores del Cobre, que después se traducen en entregarse recíprocamente dádivas, que se traducen en solicitudes de beneficios personales, tráfico de influencia para la contratación de familiares, derechamente corrupción.

Hoy al cumplirse estos 47 años, de la Nacionalización del Cobre, quedara escrito a sangre y fuego, en la historia de esta gran Federación del Cobre , la peor crisis desde sus fundación el año 1951, cuya principal presencia que ha tenido en todos los medios de comunicación el año 2018, son las denuncias, ya descritas anteriormente, como son los de los actos de corrupción, nepotismo colusión, tráfico de influencia etc., y que no han sido denunciado por ningún tribunal de justicia, más bien denunciado por sus propios compañeros dirigentes sindicales, siendo los principales responsables de esta crisis el Sr. Raimundo Espinoza, los Sres. Raimundo Espinoza, Julio Jalil y Guillermo Lemaitre, que lo han acompañado en el Comité Ejecutivo de la FTC. Por más de 24 años.

También se han incorporado como el gran responsable de poner en peligro la historia, la tradición y la continuidad de esta Federación de Trabajadores del Cobre, el Sr Juan Olguín definido como el delfín de Raimundo Espinoza, Presidente de la FTC, que a toda costa por vías poco legales, con las ayuditas de algunos organismo del estado, pretender torcer la ley, para posicionarse en el cargo, acompañados por los dirigentes sindicales Sergio Morales, Daniel Diaz y Amador Pantoja y que también la historia le pondrá una placa de irresponsable en velar por los reales interés del país.

Amigas (os) Compañeras (o), A partir de este nuevo aniversario de la Nacionalización del Cobre, tenemos la gran oportunidad de iniciar un proceso de limpieza de los actos de corrupción en el sindicalismo del Cobre , cuyo primer paso, darle el mandato al Presidente de sus sindicatos base, para que el Consejo Ampliado de Presidente de Sindicatos Bases a realizarse el martes 17 de Julio 2018, le pidan la renuncia los 15 Consejeros de la Federación de Trabajadores del Cobre, permitiendo una nueva elección una directiva del Consejeros probos, con el mismo nivel de exigencia que la ciudadanía está pidiendo a las autoridades del país, ya que con qué autoridad moral muchas veces se critica a Supervisores, Ejecutivos y Directores de Codelco de corrupción, si la corrupción la tienen por dentro, solo así podremos sacar a la Federación del Cobre de una posible muerte natural, si todo sigue igual.

Finalizo diciendo que con representantes nacionales y de base, podemos avizorar y esperar cumplir los 50 años de la Nacionalización del Cobre, con una empresa preocupada del crecimiento de la misma, con ejecutivos y supervisores afanados en la tarea de producir excedente para los más pobres del país, y con trabajadores que confían en sus dirigentes, ya que al momento de negociar nuestros representados, irán con las caras limpias, las manos limpias, el corazón y la conciencia limpia, y mirar a su contraparte a los ojos, y con la única fuerza de la inteligencia la sabiduría y el real espíritu de servicios a sus miles de representados, la Administración y sea quien sea que esté a cargo de esta gran empresa que se llama Codelco Chile, sabrá entender a los trabajadores de sus justas demandas, pero de su real compromiso con Chile y que las verdaderas negociación permiten desde las diferencia construir grandes proyecto.

Así compañeras (os) amigas (os) a iniciar el trabajo que a ti te corresponde, solo quedan tres años para conmemorar los 50 años de la Nacionalización del Cobre, donde la corrupción se vea solo como un mal sueño en el sindicalismo de nuestra empresa.

Fraternalmente

Nelson Aquiles Soto Aguilera
Ex Consejero Nacional Federación Trabajadores del Cobre

Miércoles 11 de julio 2018

 
Contáctenos | Todos los derechos reservados | Todos derechos reservados © 2018 Le Monde diplomatique.