En kioscos: Octubre 2021
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu

Lo plurinacional en la identidad popular: a propósito de 50 años de Cantos de Pueblos Andinos de Inti Illimani. Por Alex Ibarra Peña.

«Yo quiero que a mi me entierren
como a mis antepasados
en el vientre oscuro y fresco
de una vasija de barro
cuando la vida se pierda
tras una cortina de años
vivirán a flor de tiempos
amores y desengaños».

Una de las principales demandas surgidas desde el movimiento constituyente ha sido el reconocimiento de nuestra plurinacionalidad. Esta demanda ha sido asumida en los intentos de refundación de algunas naciones vecinas como es el caso de Bolivia y Ecuador. Nuestra herencia andina, tan invisibilizada y castrada desde la sangrienta Guerra del Pacífico, persiste en la existencia de una lengua y de una cosmovisión que contribuyen a un modo de vivir alternativo a la hegemonía modernizadora y capitalista que violenta la dignidad humana.

Un potencial germen para la transformación de nuestra sociedad podría estar en el encuentro entre la clase popular y la clase india ("con el concepto de indio nos colonizaron, con el concepto de indio nos liberaremos"). La persistencia del modo de ser originario, tal vez de manera no tan consciente, permanece más familiarmente en el mundo popular.

Muchas de las sonoridades en las distintas actividades constituyentes -protestas, cabildos, actos culturales- son populares, y entre ellas destaca la música de raíz andina difundida por las agrupaciones musicales que van retornando del exilio y que se convirtieron en símbolos de la supuesta recuperación de democracia. Creíamos en que la alegría ya llegaría. Los colores del arcoiris representaban la esperanza y fuimos ilusos permitiendo el engaño, haciéndonos cómplice de la pesadilla del consumo, hasta caer en el escepticismo y relativismo, lejos de lo esencial.

Soy optimista creyendo que la participación ciudadana va en aumento y en la consideración de que es necesario participar en el debate público en torno a los contenidos constituyentes. En esta línea es que me parece legítima la demanda por la plurinacionalidad, no sólo porque esas identidades habitan el territorio sino también, y esto es muy importante, su concepción de vida colabora para una forma de vida más plena, me refiero a esa manifestación del «buen vivir».

En este contexto me parece que adquiere sentido el homenaje a los 50 años de Cantos de Pueblos Andinos que se realizará el viernes 27 de noviembre a las 16.00 con transmisión en vivo por https://bit.Iy/389Sg9m organizado por la Fundación Casa de los Diez; Revista Contrapulso; el Instituto de Filosofía y el Programa Cultura Viva ¡Viva la Cultura! de la UCSH. Aquí participarán Horacio Durán aportando el testimonio que da cuenta del proceso creativo de esta agrupación, destacándose parte del universo compositivo de Horacio Salinas; Italo Pedrotti comentará el aporte para la interpretación musical; Fernanda Mosqueda aportará con una reflexión sobre la recepción popular de la música andina; y Juan Pablo González reflexionará sobre el aporte de la canción andina chilena en la difusión de las lenguas de estas culturas.

Estos espacios de diálogo nos permiten darnos cuenta que el «estallido» no fue tan espontáneo hay ideas constitutivas provenientes del ser y sentir del pueblo, razón por la cual la nueva Constitución tiene que ser la manifestación de aquello que realmente somos y no una nueva estrategia de control de aquello que quieren que seamos, esa élite que hará todo por mantener intactos sus privilegios.

Alex Ibarra Peña.
Dr Estudios Americanos.

Compartir este artículo