En kioscos: Enero 2023
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu

No más temor a la democracia. Por Carlos López Dawson

SATISFACER LA DEMANDA

La demanda por una nueva constitución surgió con fuerza en el plebiscito de octubre de 2021. La Convención Constitucional elegida para esa tarea presentó un proyecto sometido a la aprobación o rechazo de la ciudadanía el 4 de septiembre de 2022. El triunfo del rechazo marcó un nuevo hito para un nuevo proceso constitucional ahora convocado por el Presidente de la República, Gabriel Boric, el día 7 de septiembre del mismo año.

A pesar de las mentirosas versiones sobre la historia de Chile, pero que la verdadera lo caracteriza como un país de masacres constantes, de discriminación social y de injusticias sociales, dominado por una oligarquía, el voto ciudadano ha logrado que de todas maneras deba realizarse un cambio constitucional y político, originando una nueva constitución que recoja la realidad y reconozca las particularidades o lo especifico del país, lo que deberá materializarse luego en leyes reglamentarias, tarea que podría realizar con propiedad una asamblea constituyente y un nuevo parlamento. La propaganda contra el apruebo se constituyó en un obstáculo enorme, impuesto por ciertos medios de comunicación que siguen las concepciones políticas de parte de un empresariado reticentes a los cambios y que presionan amenazando con dejar de publicar en los medios. Si permanentemente se miente para oponerse a las ideas políticas del adversario, utilizando los espacios públicos como lo hacen estos medios, entonces es necesario repensar una nueva reglamentación que evite el mal uso de estos espacios, sancionando la mentira publicitada y sobre todo sancionando la censura abierta o sutil que impide a los periodistas realizar libremente su trabajo .Es lo que ha sucedido con el famoso método Cambridge Analitic ., con la falta de democracia en los medios y con la censura encubierta que ejercen algunos grandes empresarios.

LA INNOVACIÓN CONSTITUCIONAL

En mi opinión la propuesta de Nueva Constitución rechazada el septiembre pasado habría sido un ejemplo para el mundo tanto por su origen como por su contenido porque su texto armónico e integral recogía la realidad y, a diferencia de otros modelos antiguos de constitución, daba un salto epistemológico por incorporar aspectos específicos de la comunidad nacional, tales como el Estado social y democrático de derecho, la plurinacionalidad, la interculturalidad, garantizando la paridad, los derechos de los pueblos originarios, la protección del medio ambiente y la naturaleza, incluida el agua entre otros, el deber de tutela del Estado en derechos humanos y establecer instituciones del estado que expresan esta voluntad de cambio así como un sistema político ágil paritario. Regional, plurinacional y ecológico, etc. Por cierto, es razonable que algunas de estas instituciones y principios puedan ser incluidos en la nueva constitución.

Las críticas a la propuesta constitucional rechazada el 4 de septiembre se refieren a los siguientes aspectos:1.- La plurinacionalidad. .2.- El sistema político. .3.- El sistema de usticia.. 4.- El derecho de propiedad. .5.- El sufragio. .6.- La paridad. Y .7.- La seguridad.

Mencionare un par de temas. El Estado plurinacional tiene base en el Principio de la Plurinacionalidad que es el principio político que permite aspirar al pleno ejercicio de los derechos de todas las naciones que existen en un Estado. Existen distintas definiciones de Nación, aunque son pocas las definiciones propiamente jurídicas. El reconocimiento de la existencia de naciones diversas en un mismo Estado es señalado por Naciones Unidas en numerosos instrumentos y en la Declaración de las Naciones Unidas sobre los derechos de los pueblos indígenas. Las normas internacionales están resumidas en el Catálogo de derechos de los pueblos indígenas. Por cierto, todos los instrumentos internacionales de derechos humanos les son aplicables.

Además, Naciones Unidas ha instituido un Relator Especial sobre los derechos de pueblos indígenas.

Los pueblos ancestrales y originarios en Chile son numerosos, como los mapuches, los aimaras, los kawésqares, los Rapanuis, etc. La nación más numerosa es la mapuche, pero la mayoría de la población tiene sangre mapuche o de otro pueblo originario, es decir el mestizaje es mayoritario.

Reconociendo la existencia de estas naciones la Convención Constitucional incluyó la plurinacionalidad en el proyecto de nueva constitución, sin embargo, pareciera que la idea no tiene consenso...

El Sistema político. La propuesta constitucional tuvo elementos de plena democracia que antes no existían, desde luego era paritaria, inclusiva, participativa y garantizada como un deber del Estado.

Las tareas que vienen son complejas y requiere de una amplia participación ciudadana para que la elección de una nueva convención constitucional sea la expresión de la voluntad democrática expresada en las urnas. Todos debemos aprender de la historia para lograr la paz necesaria para lograr una verdadera libertad de información, establecer justicia respecto de las violaciones a los derechos humanos, la creciente desigualdad económica y social, la concentración del poder económico, instaurar una verdadera libertad económica sancionando de verdad los atentados al mercado, sancionando de verdad la corrupción, recuperando para Chile sus recursos naturales, proponer mecanismos de democracia representativa y directa, entre otras ideas propuestas en la propuesta constitucional.

PARA CONTINUAR EL PROCESO CONSTITUCIONAL

Se necesitan partidos políticos fuertes y educados, con principios democráticos claros, esencialmente éticos, con políticas estrictas contra la corrupción y que no se dediquen a los negocios, Con dirigentes éticos y cultos que conozcan la calle. La política es una actividad colectiva, con ideas sobre el futuro que requiere de apoyos, y ello solo se logra con partidos políticos cuyos militantes posean cultura política. Ni el clientelismo ni el caudillismo son el camino, sino el trabajo colectivo.

UN NUEVO PORTAL

El Congreso Nacional aprobó el Acuerdo por Chile para continuar con el proceso constitucional, estableciendo un Consejo Constitucional, un Comité de Expertos y un itinerario. Este Consejo tendrá por único objeto discutir y aprobar una propuesta de texto de nueva Constitución, disolviéndose una vez cumplida la tarea encomendada. Las normas constitucionales propuestas se aprobarán por las 3/5 partes de las y los consejeros en ejercicio, sometiéndose la propuesta final. a una aprobación del Consejo por el mismo quórum.

Las Bases institucionales del acuerdo por Chile son las siguientes:

1. Chile es una República democrática, cuya soberanía reside en el pueblo.

2. El Estado de Chile es unitario y descentralizado.

3. La soberanía tiene como límite la dignidad de la persona humana y los derechos humanos reconocidos en los tratados internacionales ratificados por el Estado de Chile y que se encuentren vigentes. La Constitución consagrará que el terrorismo, en cualquiera de sus formas, es por esencia contrario a los derechos humanos.

4. La Constitución reconoce a los pueblos indígenas como parte de la nación chilena, que es una e indivisible. El Estado respetará y promoverá sus derechos y culturas.

5. Chile es un Estado social y Democrático de Derecho, cuya finalidad es promover el bien común; que reconoce derechos y libertades fundamentales; y que promueve el desarrollo progresivo de los derechos sociales, con sujeción al principio de responsabilidad fiscal; y a través de instituciones estatales y privadas.

6. Los emblemas nacionales de Chile son la bandera, el escudo y el himno nacional.

7. Chile tiene tres poderes separados e independientes entre sí: a) Poder Ejecutivo, con un jefe de Gobierno con iniciativa exclusiva en el gasto público. b) Poder Judicial, con unidad jurisdiccional y con pleno respeto de las sentencias judiciales firmes y ejecutoriadas. c) Poder legislativo bicameral, compuesto por un Senado y una Cámara de Diputados y Diputadas, sin perjuicio de sus atribuciones y competencias en particular.

8. Chile consagra constitucionalmente, entre otros, los siguientes órganos autónomos: Banco Central, justicia electoral, Ministerio Público y Contraloría General de la República.

9. Chile protege y garantiza derechos y libertades fundamentales como el derecho a la vida; la igualdad ante la ley; el derecho de propiedad en sus diversas manifestaciones; la libertad de conciencia y de culto; el interés superior de los niños, niñas y adolescentes; la libertad de enseñanza y el deber preferente de las familias de escoger la educación de sus hijos; entre otros.

10. Chile consagra constitucionalmente con subordinación al poder civil la existencia de las Fuerzas Armadas; y las Fuerzas de Orden y Seguridad, con mención expresa de Carabineros de Chile y Policía de Investigaciones.

11. La Constitución consagra, a lo menos, cuatro estados de excepción constitucional: estado de asamblea, de sitio, de catástrofe y de emergencia.

12. Chile se compromete constitucionalmente al cuidado y la conservación de la naturaleza y su biodiversidad.

La Comisión Experta será conformada por 24 personas de indiscutible trayectoria profesional, técnica y/o académica, de composición paritaria, elegidos 12 por la Cámara de Diputados y Diputadas y 12 por el Senado, en proporción a la representación de las distintas fuerzas políticas y aprobada por 4/7 de los miembros en ejercicio de las respectivas Cámaras. Habrá que ver que no se trate de arte culinario.

Este órgano tendrá a su cargo la redacción de un anteproyecto que servirá de base para la discusión y redacción del nuevo texto constitucional, al estilo de una idea matriz del mismo. Las decisiones de la Comisión se tomarán por un quórum de 3/5 de sus miembros.

La Comisión iniciará sus funciones en enero del año 2023 y se incorporará al Consejo Constitucional, pudiendo sus integrantes hacer uso de la palabra en todas las instancias.

Comité Técnico de Admisibilidad estará compuesto por 14 personas, juristas de destacada trayectoria profesional y/o académica, que serán elegidas por el Senado en virtud de una propuesta única que le formulará la Cámara de Diputados y Diputadas. Ambas votaciones deberán contar con el apoyo de 4/7 de los miembros en ejercicio.

Este Comité Técnico de Admisibilidad tendrá a su cargo la revisión de las normas aprobadas en las distintas instancias que se presenten en la Comisión Experta y/o el Consejo Constitucional, a fin de determinar una eventual inadmisibilidad de éstas cuando sean contrarias a las bases institucionales. La propuesta final de Nueva Constitución deberá ser ratificada o rechazada por la ciudadanía mediante un plebiscito con voto obligatorio.

Es evidente que si el Consejo rescata parte del trabajo de la Convención Constitucional ahorrará tiempo y podría considerarse un avance en la democratización que Chile necesita, sin perjuicio de la capacidad e inteligencia de quienes van a integrar esta nueva institución, Sin embargo, aparece a todas luces un contra sentido el haber establecido. criterios constitucionales a un consejo que se supone va dictar una nueva constitución, un rayado de cancha que no es muy sutil. Es precisamente ese marco que debilita la democracia, apareciendo como una defensa del constitucionalismo oligárquico que domina al país desde 1830. Es evidente que los procesos culturales son lentos y nuevas generaciones deben emprender la necesaria tarea de democratizar sin eufemismos para que podamos vivir en paz.

Enero, 2023 .

Compartir este artículo