Página de inicio

Colecciones

Publicidad

Suscripciones

LIBROS

Librería

Postgrados y postítulos

AGENDA - Encuentros

Fotos

Contáctenos

Otros sitios


Se puede imprimir

En este numero:

- Frente Amplio. La vieja política se resiste al cambio. Por Enrique Villanueva
- Excelente reportaje fotográfico de Kena Lorenzini manifestación estudiantil del 22 de septiembre
- Les daré pastores según mi corazón. A propósito de la beatificación de San Romero de América. Por Juan Pablo Espinosa

- Sumario completo



Página de inicio

En el cobre, a nivel sindical, también debe llegar la hora de la verdad. Por Nelson Soto Aguilera

El día de hoy se conformara la nueva mesa Directiva del Consejo Directivo Nacional de la Federación de Trabajadores del Cobre ( FTC ), organización de una larga trayectoria en el mundo sindical de nuestro país, que desde sus inicios una de las primeras banderas de luchas que enarboló fue la Nacionalización del Cobre – el cual estaba en manos de capitales foráneos como la Braden Copper Company ó Anaconda -, proceso que tomó más de veinte años en ser una realidad, puesto que fue el Presidente Salvador Allende ( 11/7/ 1971 ) quien promulgó el decreto Ley que dejaba en manos de todos los chilenos la administración y explotación de nuestra principal riqueza nacional, entregándole al fisco miles de millones de dólares, que han permitido al Estado financiar programas de viviendas, salud , educación etc.

Codelco Chile, se mantuvo en manos del Estado durante toda la dictadura militar, la cual producto de las protestas convocadas y lideradas por la entonces Confederación de Trabajadores del Cobre ( actual FTC ) y que significaron la pérdida del empleo a cientos de trabajadores de las Divisiones El Salvador y División Andina, el año 1983, permitieron más tarde recuperar la democracia. Durante ese periodo la representación de los trabajadores en el Directorio de Codelco Chile estuvo en una sola personas Roberto Lillo, quién era Tesorero de la Confederación y Presidente del Sindicato de la Casa Matriz.

Desde la llegada de la Democracia y hasta el año 1994, el representante de los trabajadores en el Directorio de Codelco Chile, lo tuvo un dirigente de la División Chuquicamata, sin embargo, a contar de ese año asume como Presidente de la Federación de Trabajadores del Cobre el dirigente sindical de la División Salvador Raimundo Espinoza Concha y, la representación de los trabajadores del cobre en el Directorio de la empresa, cargos que ha mantenido por más de 20 años.

Muchos dirán que tiene de malo que un dirigente sindical permanezca tantos años en el cargo, ya que son las bases que lo eligen y, que son sus propios compañeros dirigentes de base que lo proponen como Consejero de sus respectivas sindicatos bases de la Division a la cual pertenecen, para que posteriormente sean los Consejeros Nacionales electos quienes eligen al Presidente de la FTC. Fácilmente pudiéramos decir que la elección es legítima, sin embargo, los pormenores de la misma son los que a mi parecer como socio de un sindicato base y como ex Consejero Nacional de la FTC, no me parecen. Creo que lo más democrático sería que todos los trabajadores de Codelco de todas las Divisiones que la componen, pudieran elegir a la Directiva de la FTC, utilizando procedimientos administrativos similares a los procesos de elecciones populares, UN TRABAJADOR UN VOTO, con votos foliados y cuyo proceso se realice en un solo día, puesto que no es posible que dicho proceso de conformación finalmente se haga a manos alzada.

Es importante que los trabajadores de base sepan cómo se elige al Presidente de la FTC. Una vez que los 15 Consejeros Nacionales electos de la FTC, se reúnen para conforman la nueva Mesa Directiva, el Presidente saliente anuncia que a contar de ese momento deja de ser Presidente de la FTC, para lo cual se debe elegir la nueva directiva, agregando que para ello trae una conformación de la nueva estructura de la FTC entregándole al resto de los Consejero electos una hoja donde se auto propone Presidente de la FTC con la distribución del resto de los cargos, para lo cual solicita el pronunciamiento de los consejeros que voten a mano alzada quienes están de acuerdo con la propuesta, lo que fue mi experiencia como Consejero Nacional, en esa oportunidad 11 levantaron la mano y los otros cuatro nos abstuvimos sorprendidos por la forma de votación a nuestro parecer poco democrática. Pero eso no es todo, preliminarmente a la llegada de los Consejeros a la Federación no está exenta de negociaciones poco claras, ya que la “ transaca ”a nivel de sindicatos base con promesas a futuro, nada le tendrían que envidiar a actos de corrupción que hoy se están investigando en el país. Pero cuál es la diferencia de ser dirigente sindical de base y dirigente sindical nacional y Presidente de la FTC y Representante de los trabajadores en el Directorio de Codelco Chile.

• Bueno partamos por el Cargo de Representante de los Trabajadores en el Directorio de Codelco. Este Dirigente Sindical solo por este cargo recibe anualmente la suma $ 49.628.376 ( Codelco.cl / Dietas Directorio año 2013), la cual al multiplicarla por los 16 años que ha estado en el cargo el eterno Presidente de la FTC, se puede concluir que ha recibido descontado de impuestos la no despreciable suma de $ 794.000.000 (setecientos noventa y cuatro millones de pesos).

• Pero si este Representante de los trabajadores en el Directorio también es Presidente de la Federación de Trabajadores del Cobre, percibe un viático mensual FTC por pertenecer al Consejo Directivo Nacional, la FTC de otros más menos $ 550.000 ( quinientos cincuenta mil ), sin considerar los gastos de representación y viáticos, los cuales se rinden aparte , y los viatico de igual monto que recibe se realizan los Congresos Ordinarios y Extraordinarios de la FTC.

• Todos estos montos son ajenos al sueldo que recibe mensualmente en su calidad de trabajador de Codelco Chile que dependiendo de la categoría que tenga, pero en ningún caso son menos de $ 1,8 millones de pesos mensuales.

• Siendo justos con el análisis, el resto de los catorce consejeros nacionales reciben también el mismo viatico de la Federación pero un menor monto que equivale más menos a $ 315.000 pesos mensuales. Debe agregarse el viatico que reciben de su organización base y el sueldo mensual que se le cancela por ser trabajador de Codelco.

Es por ello que cuando se efectúan elecciones para elegir al Consejero Nacional de la FTC, en algunos sindicatos bases de las Divisiones de Codelco, se producen quiebres institucionales, ello debido a la ambición y el afán de poder se despierta en algunos dirigentes, dejando de lado el real espíritu que la actividad demanda y para lo cual son elegidos y en el que se debe actuar con total honestidad, transparencia y con una real vocación de servicio hacia quienes representan.

Por todo lo anterior expuesto, es que urge un cambio profundo en la estructura de nuestra mayor organización sindical. Por lo cual es hora que quienes en algún momento fueron un aporte, den un paso al costado; sobretodo antes que hagamos noticia por lo mismo que hoy está sucediendo en el mundo político, donde la opinión pública está pidiendo la salida de todos quienes han lucrado con sus respectivos cargos de empresarios como de parlamentarios, privilegiando sus componendas por sobre el cargo para el cual fueron electos. Y que en nuestro caso, no es otro que la defensa de los derechos de los trabajadores y no el lucro personal, menos aún utilizar los cargos para influenciar en el otorgamiento de favores particulares usando para ello el nepotismo.

Fraternalmente

Nelson Soto Aguilera

 
Contáctenos | Todos los derechos reservados | Todos derechos reservados © 2018 Le Monde diplomatique.