Página de inicio

Colecciones

Publicidad

Suscripciones

LIBROS

Librería

Postgrados y postítulos

AGENDA - Encuentros

Fotos

Contáctenos

Otros sitios


Se puede imprimir

En este numero:

- Fáciles, putas, locas, brujas, tontitas, bonitas, maracas. Por Debbie E. Guerra Maldonado
- Homenaje a la pensadora marxista Ellen Meiksins Wood. Por Juan Carlos Gómez Leyton
- Carta abierta al presidente de la Asociación de Bancos, Jorge Awad

- Sumario completo



Página de inicio

Represión y Derechos Humanos. Por Carmen Gloria Arancibia

En mi artículo anterior, se me quedó algo de suma importancia en “el tintero”, un hecho real y “palpable”, de que los gobiernos demócratas en Chile, desde 1990 no han sido capaces, o no lo han intentado, o no han podido, o no lo han querido hacer para no herir “suceptibilidades” a ciudadanos chilenos que no “trepidaron” en exterminar masivamente expresiones humanas, que soñaron y lucharon por el derecho de las minorías y una vida más digna que a estas les permitiera el acceso a cosas tan básicas para el hombre, como la salud gratuita y la educación de calidad y también gratuita, elementos propios para el desarollo de la misma sociedad que con estas características se podría evitar las carencias que conllevan al no efectuarlas.

Y naturalmente la ceguera al no haber hecho una “limpieza” profunda a las Fuerzas Armadas, y Servicios de Inteligencias, investigando, procesando y no permitiendo la inmunidad de cientos hechores criminales que han profitado de ella y en consideración de que más de cientos de sus opositores, padecen hasta el día de hoy el resultado de los delitos de estos malhechores.

Ahora bien, quiero referirme al caso del ex diputado Rosauro Martínez, miembro del partido de derechas Renovación Nacional (RN) acusado del homicidio cometido en 1981 a tres opositores de la Dictadura, cuando éste era capitán del Ejército. Martínez realizó una ofensiva militar contra un grupo de miembros del Movimiento de Izquierda Revolucionaria (MIR), que operaba en la región de Neltume, ubicada a unos 836 km al sur de la capital.

El 20 de septiembre del año 1981, el ejército encontró en una vivienda del sector Remeco Alto a tres presuntos guerilleros, cuyos nombres eran:

Próspero del Carmen Guzmán Soto
Patricio Alejandro Calfuquir Hernández
José Eduardo Monsalve Sandoval

No portaban armas y uno de ellos estaba herido gravemente; pero a pesar de eso, fueron ejecutados por la patrulla que comandaba Martínez.

Por medio de la investigación judicial se han constatado antecedentes fehacientes, que Martínez no solo comandó los efectivos militares, sino que además el disparó contra las víctimas, las cuales no pudieron defenderse.

Además Martínez aparece con el número 77, en una lista de 1097 agentes de la DINA (Dirección de Inteligencia Nacional) que antecedió a la CNI, policía secreta de la Dictadura, esta lista, el ejército la puso a disposición al juez Alejandro Solís, y la que solo en el año 2012 se dio a conocer.

Este otro caso es sancionable por el hecho de que solo en septiembre del año 2014 el homicida Rosauro Martínez fue desaforado de su cargo parlamentario, lo que significa que no puede ejercer su actividad como tal, dentro del Parlamento, y no le está permitido asistir a las sesiones dentro del Congreso, pero sí sigue recibiendo su dieta parlamentaria, que no deja de ser apreciable. Y aún más este agente de la DINA ha sido diputado de RN en el distrito de Chillán, ciudad en el sur de Chile, desde 1994 y reelegido en las elecciones parlamentarias por un nuevo período hasta el año 2018.

Pues bien, a lo largo de estos años los partidos de la Concertación, extrañamente no pudieron enterarse, de que un delincuente como Martínez haya cometido tales crímenes, tan condenables por los Derechos Humanos.

Pero de lo contrario el sistema policial del actual gobierno, la Nueva Mayoría, acomete contra jóvenes secundarios y universitarios que luchan por una educación gratuita y de mejor calidad, y con acceso a las capas medias y a las capas pobres; a estos se les ha golpeado, allanado sus hogares y encarcelado.

Y aún más grave es, que con estas medidas y actuaciones, se favorece y refuerza todo el sistema educacional, que emergió y se creó en el período de la Dictadura Pinochetista, con sus falencias y objetivo comercial, como el caso de un sin número de universidades privadas, que solo han enriquecido a los seguidores del pinochetismo, como también a algunos miembros de la Concertación, que naturalmente no van a abogar por una educación diferente y de enriquecimiento del conocimiento, para darle a los estudiantes las herramientas y así enfrentar el futuro en una sociedad independiente, moderna y digna. Puedo nombrar un caso del último tiempo, a modo de ejemplo a mi relato.

El 9 de julio de este año, el estudiante Pablo Antonio del Pozo Vásquez, de la edad de 15 años, vice presidente del centro de alumnos de enseñanza media vespertina, en el Liceo Cervantes de Santiago, fue víctima de un secuestro cometido por diez civiles desconocidos, que lo subieron a un vehículo en la calle Agustinas entre San Martín y Tucapel Jiménez, por medio de grandes golpes.

La Comisión Ética contra la Tortura se puso en contacto con el destacado abogado de Derechos Humanos, Hiram Villagra, el que informó, de la violencia, con la que actuó la Comisión Civil.

El chico se encuentra en la tercera comisaría de Santiago, se le informó al abogado Hiram Villagra que la policía detuvo al jóven, porque confundieron un tubo metálico, que estaba en la mesa, por una “escopeta recortada”, hecho muy difícil de creer, dado a la experiencia policial.

Desde luego se puede ver y constatar, que en Chile se está desarrollando un estado represivo, a toda expresión social, y derecho a la “protesta”.

En Alemania es un derecho que aparece en la Constitución pero tengo entendido que en Chile se sigue legislando con la Constitución elaborada por Pinochet, naturalmente con algunos cambios, pero no abolida totalmente.

Aún no se acuerda y concreta la tan ya “discutida” Asamblea Constituyente, que permitiría legislar con una nueva constitución decente.

Es de alta preocupación, lo que está ocurriendo en nuestro planeta. Chile con un sistema represivo, y de control tanto en el país mismo como en el exterior, a través de las instancias que el país posee.

En los Estados Unidos y masacre contra estadounidenses de color, a pesar de tener un presidente mulato con su mujer de color también.

En Europa el racismo y nacionalismo crece a pasos agigantados, y mientras más problemas económicos y de desempleo se producen, mayor será el racismo.

Por dar un ejemplo los grupos neonazis en Alemania.

En Inglaterra una vez se hizo campaña electoral, por grupos opositores al Partido Laborista, lo que anunciaban “Vota por el Partido Laborista y tendrás un vecino negro”.

En España, ante el pánico de la derecha, de ver que la izquierda, y los jóvenes, tienen muy claro la ambición de un sistema diferente al actual; la derecha por su lado trata de imponer “la Ley Mordaza”, como en la época de Franco, olvidando que la libertad de expresión es una característica, inherente de una democracia.

Y por último, hay que poner atención, al desarrollo de la morbosa técnica e inteligencia humana, que está llevando a la práctica armas con rayos laser, y la tortura moderna también, con estas medidas macabras, las que están sobrepasando todas las crueldades del ser humano, por lo que hay que investigar su origen, denunciarlas y detenerlas.

En este artículo quiero mencionar un pensamiento que me impresionó mucho del fotógrafo brasileño Juliano Ribeiro Salgado en la película “La Sal de la Tierra”, cuyo guión lo escribió el alemán Wim Wenders y Salgado, y la fotografía naturalmente de Salgado y su hijo, donde aparecen las masacres en África, y el exterminio de los bosques en Brasil, lugar en los cuales habitan culturas indígenas, y el dice esto: “ Esta es la brutalidad del ser humano, ¿o es que los seres humanos somos brutales?”

Pero con mi optimismo y esperanza, y a pesar de todo creo que no todos somos brutales, y en relación a la “esperanza” cabe referirse al “milagro” que en este momento está celebrando el mundo cristiano, al tener un Papa tan humano, tan sabio, y tan valiente, y con tanta empatía de los sufrimientos que padecen las minorías y la pobreza.

Su crítica positiva al Vaticano, como a la Iglesia misma en su conjunto me hace pensar y confiar, un cambio en el catolicismo, y de lo que estoy segura, que se proyectará, también a otras creencias.

Es una alegría, y una fortuna, de contar al fin con un Papa de origen no europeo, sino de un país “en vías de desarrollo”, normalmente llamado Tercer Mundo, y ese es un argentino llamado Francisco, en honor a Francisco de Asís.

Con el deseo que con su pensamiento y proyecto, él pueda vivir muchos años más, entonces “adelante Papa Francisco, te apoyamos y aplaudimos por tu valentía”.

— 

Carmen Gloria Arancibia Notari, chilena, miembro del Partido Socialista en Chile, docente y residente en Fráncfort del Meno, Alemania

 
Contáctenos | Todos los derechos reservados | Todos derechos reservados © 2018 Le Monde diplomatique.