Página de inicio

Colecciones

Publicidad

Suscripciones

LIBROS

Librería

Postgrados y postítulos

AGENDA - Encuentros

Fotos

Contáctenos

Otros sitios


Se puede imprimir

En este numero:

- Lanzamiento de libro de Clotario Blest y aniversario del CODEHS
- Chile entre rejas por Katia Cotoras y Moisés Scherman
- AYSÉN UN BOTÓN DE MUESTRA DE LAS DESIGUALDADES DE UN SISTEMA QUE PRODUCE INEQUIDAD. Por Enrique Villanueva

- Sumario completo



Página de inicio

Una mirada más optimista de la comunicación depresiva respecto al precio del cobre. Por Nelson Aquiles Soto

Hemos terminado el año 2015 con una convulsionada economía mundial principalmente por la crisis de la economía china la cual principalmente ha afectado el precio de los comodoty especialmente el precio del metal rojo, principal fuente de ingreso de la economía chilena.

Sin embargo, sin desconocer la crisis financiera mundial, aún existen muchas dudas respecto a la profundidad de la misma y que ha sido difundida majaderamente a través de los distintos medios de comunicación, en igual forma de quienes tienen una relación empresarial directa en esta materia o ejercen liderazgo en ella. Basta solo citar titulares de algunos medios de comunicación que a inicios del año 2016 destacan ¨ Cobre cierra 2015 en US$2,13 y registra su menor precio promedio desde 2009¨

Para un lector común y corriente dicha información lo primero que le queda grabado en su retina, es que el precio promedio del cobre el año 2015, cerró en US$ 2,13, manejo comunicacional mentiroso, el año 2015 su promedio anual fue finalmente US$ 2,49 centavos de dólar la libra, información que la ratifica en este mismo artículo en su letra chica, ¿pero cuál es la primera información que queda? , por supuesto la que dice el titular de primera pagina.

Ahora si analizamos las declaraciones de ejecutivos ligados a la minería, respecto si las empresas resintieron la rudeza de la caída del precio del cobre, algunos indican que está crisis no será tan corta como la crisis del suprime y que en el mejor de los escenarios se extenderá hasta el 2019, año que habría un exceso de demandas por cobre.

No obstante, el pensamiento de otros ejecutivos ligados a la minería plantean que a pesar de haber aplicado medidas drásticas de gestión la evaluación del 2015, independiente del precio y la baja de excedente que su empresa obtuvo, ha sido el mejor año indicando además, "que la empresa que dirige tiene un tiempo limitado y un desafío enorme no sólo en cuanto a que tiene que construir instalaciones, sino porque tiene que adecuar el perfil de las personas y las conductas de ellas para lograr el objetivo".

Pero a pesar de las distinta visiones que existen respecto a la ¨crisis del precio del cobre¨, sigo pensando que está lejos de las crisis que han existido en relación a la materia estos últimos 15 años, y que fundamentalmente algunos analistas la acuñan a la baja demanda del metal rojo por parte China producto del decreciente crecimiento que auguran para dicho país el año 2016 que no será más allá del 6,6 %, muy por debajo del crecimiento sostenido que habían tenido estos últimos diez años el gigante asiático.

¿Porque planteo mis dudas?., al no tener explicación que toda la vida nos han hecho creer por distintas fuentes los defensores del libre mercado que a mayor oferta de bienes y/o servicios, el precio baja, e inversamente a menor oferta de ellos, el precio sube (análisis válidos para los bienes denominados “normales”, no válido para los “bienes inferiores” y bienes suntuarios o snob”).

Como entender entonces los siguientes datos que demuestran lo contrario respecto a la ¨Crisis del Precio del Cobre 2015 ¨, tomando como información estadísticas de los últimos quince años sobre la materia:

a) Si analizamos que el peor precio del cobre durante los últimos quince años ( ver recuadro) fue el año 2002, donde el precio cerró en un promedio de 70,647(ctvs. US$/lb?), y el dólar en $ 688,93, los inventario promedios del cobre alcanzaron a 1.711.000 toneladas, si podríamos decir que la ley de la oferta y demanda funcionó.

b) Al analizar el precio promedio del 2006 que cerró en (ctvs. US$/lb?), 3,05295; el valor del dólar en $ 530,27; y los inventarios del cobre alcanzaron en promedio 715.000 toneladas, también pudiéramos deducir que la ley de la oferta y demanda funcionó. Si a dichos datos agregamos que las importaciones de cobre por parte de China el año 2006, inicio del súper ciclo de precio fueron de 1.452.000 toneladas, con los datos que indica el recuadro de más abajo, podemos corroborar que la ley de la oferta y demanda se empieza a desmoronar.

c) Es así que si analizamos el peor precio del cobre del superciclo, que fue el año 2009, donde su precio promedio para ese año fué (ctvs. US$/lb?), 2,34; el valor del dólar estuvo en promedio en $ 559,61 y los inventarios alcanzaron 1.132.000 toneladas, podríamos deducir que también que la ley de la oferta y demanda también funcionó, pero si analizamos la diferencia de las importaciones chinas del año 2006 y 2009, este último año crecieron en cerca de un 279 %, en comparación al 2006, podemos deducir nuevamente que la regla de oro de la oferta y demanda tampoco se aplica, no habiendo explicación que al aumento considerable de las importaciones de cobre por parte de China, hayamos tenido el precio más bajo del superciclo dicho año.

d) Pero lo más preocupante de todo y la sorpresa mayor, en que la teoría económica de la ley de la oferta y demanda no cuadra, es justamente en el año 2015, año en que los chilenos fuimos bombardeados publicitariamente por distintos actores económicos, empresariales y de gobierno, dándole a entender a la ciudadanía y especialmente a quienes trabajan en la minería del cobre, principalmente sus trabajadores, dándoles a entender que estaban bajo un escenario parecido a la depresión económica de los años 29, o la crisis económica de años 80, cuando quebraron los bancos y el estado tuvo que ir en su auxilio, e incluso planteando que esta crisis sería mayor a la del Suprime.

Sin embargo, los datos que a continuación se indican, demuestran que dicha gravedad no es tal, y menos debido a un menor consumo de cobre por parte de China.

Así vemos que el precio del cobre cerró el 2015 en promedio en US$ 2,49 centavos de dólar la libra, vale decir un 6,022 % superior al 2009, periodo más malo del superciclo, y un precio promedio del dólar de $ 620, 27, superior en un 9,77 %, respecto a igual año. Si a dichos datos analizamos los inventarios del año que término, los cuales estuvieron en un promedio de 249 mil toneladas, vale decir cerca de un millón de toneladas menos en relación al peor año del superciclo, ( 2009). ¿ Dónde está la crisis de menor consumo?, más aún cuando datos de Cochilco, sacados de la Aduana China indican que el año 2015, China consumió más de cinco millones quinientas mil toneladas de cobre, y las proyecciones de consumo para el año 2016 son 300 mil toneladas más que el 2015.

¿Alguien me puede explicar, cuando realmente funciona la ley de la oferta y demanda?

En definitiva la crisis en el cobre no está en el menor consumo, la crisis está en la mala gestión de quienes han administrador las empresas mineras durante los periodos de superciclo de precios, algunas de ellas haciendo negociaciones o pagando ventas de mercados a futuros, que lo único que ha significado que estas empresa inicien con parte de su producción a pérdida.

Si a lo anterior agregamos el cambio sufrido por nuestro país, por el hecho de haberse incorporado al grupo de los ¨Países Ricos¨ ¿ me pregunto cuán ricos somos con el nivel de desigualdad existente?, al suscribir su ingreso y siendo parte de la OCDE ( Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico) organismo de cooperación internacional, compuesto por 34 estados, cuyo objetivo es coordinar sus políticas económicas y sociales, donde sus integrantes se comprometen a respetarlas, y que en el caso de nuestro país le ha significado la apertura al mundo, obligándolo adaptarse en todos los sentidos, donde la contabilidad no esta ajena a estos cambios, y que partir del 1 de enero de 2013, los registros contables de las empresas debieron cambiar y someterse a los estándar internacionales compromiso hecho frente a la OCDE y al Banco Mundial a adoptarla con las IFRS, International Financial Reporting Standards–, que en español son las Normas Internacionales de Información Financiera (NIIF).

Respecto a este tema, es importante escuchar a expertos en la materia, y quizás sea una de las razones del estallido aumento de los costos en las empresas estos últimos años, que se han cuadriplicado entre el 2006 hasta la fecha, donde Luis Landa, socio principal de RSM Chile Auditores, que en Enero del 2012 en entrevista en el Diario Emol y ante la pregunta ¿Cuáles son las principales características de estas normas IFRS? Respondiendo:

"Estas Incluyen un mayor nivel de revelación de lo que le pasa a una empresa. En algunos casos, uno como empresario se siente prácticamente desnudo por la cantidad de información que debe revelar. Adicionalmente a esto, y lo que llevó a cambiar los PCGA chilenos –Principios contables generalmente aceptados, modalidad contable usada en Chile–, es que se acerca bastante más al valor de mercado o el valor económico que tiene una compañía. La contabilidad como la llevamos hoy tiene una orientación a los valores de costo y a lo más le hemos aplicado algo de inflación. Sin embargo, estas nuevas normas dicen que eso no está bien, el valor de lo que tiene una compañía debe ser ’el valor justo’, o sea el precio que dos partes, justamente informadas, están dispuestas a pagar por una transacción". Y ante otra pregunta respecto: ¿Tienen punto negativo las IFRS? "Sí, porque entrega una parte no menor a la subjetividad. Por ejemplo, las IFRS aceptan la tasación. Si bien esta acción es tangible, la tasación lleva una parte importante del juicio de quien la está realizando. A diferencia de esto, está el precio de costo que es perfectamente demostrable. La subjetividad nos va a afectar. Hoy, la valorización de muchos activos se hace por medio de tasaciones, lo que abre un frente débil que afecta la confiabilidad de la información y se podrían generar escenarios de fraude"., termina planteando el Sr. Landa, y quizás esto sea la justificación del aumento de los costos desenfrenados que ha tenido la minería chilena, para lo cual sería interesante profundizar más en la materia, y quienes deben hacerlo especialmente son las organizaciones sindicales que dicen representar los intereses de sus trabajadores, y no quedarse solo con la información que se le entrega publicamente, la cual al visualizarla es como ver un espejo, transparente, pero también debe tenerse en cuenta que los espejo al verlos por atrás, son oscuros y esa oscuridad es la que hay que analizar para tener tiene una respuesta transparente de las finanzas de las empresas. . Finalmente, reitero mi proyección del Precio del Cobre para el quinquenio 2015 – 2020, publicada el 26 de febrero pasado en el Diario Le Monde Diplomatique , en la cual señalo que el 2016 se iniciará el proceso de recuperación del superciclo de precio, el cual se mantendrá hasta fines del año 2018, fecha que volverá a tener una caída de precio,. Por tanto, pensar en mejores precio del cobre para los próximo tres años cuyos fundamentos principales están expresados en este artículo, también está sustentado en la recuperación económica de la República China; el crecimiento de los países de la eurozona; la recuperación paulatina que está teniendo Estados Unidos después del suprime; además de la salida de los mercados de varias empresas del rubro, haciendo disminuir aún más los inventarios, sin dejar de lado las expectativas respecto a que pasara con la economía de la India y la recuperación de Japón).

Si a todo lo anterior se agrega la inestabilidad política en los países musulmanes, todo hace presagiar un mejor precio del cobre al menos para los próximos tres años, recordando además que los pensamientos depresivos en el ser humano genera muchas enfermedades, lo cual también me atrevería a decir que impacta en las economía de los países, pero más impacta en quienes viven permanentemente de temores y presagios catastróficos, principalmente porque los consume el individualismo y la ambición enfermiza de tener más y más sin importar como para lo cual la única manera de enfrentarlos es con optimismo y buscando la verdad que muchas veces se pretende esconder.

Fraternalmente

Nelson Aquiles Soto Aguilera
Ex Consejero Nacional del Cobre Federación de Trabajadores del Cobre

Los Andes Enero 6 de 2015

Fuentes:
Revista Mineria Chilena
Cochilco
La Tercera
El Mostrador
Comité Defensa del Cobre
Emol

 
Contáctenos | Todos los derechos reservados | Todos derechos reservados © 2018 Le Monde diplomatique.