En kioscos: Enero 2023
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu

Reseña sobre la primera Gobernadora en América. por Guido Asencio

En muchos lugares se destaca el rol de las mujeres en política y es cierto que debe ser objeto de orgullo, puesto que las veces que han estado al frente de importantes cargos han sabido estar a la altura, conociéndose muy pocos casos de corrupción a nivel mundial. En este caso realizo una reseña sobre la primera mujer en ocupar el cargo de Gobernadora en América, la Srta. Olga Boettcher proveniente de la ciudad de La Unión, Chile.

Por su parte, a nivel nacional el discurso de Pedro Aguirre Cerda (Presidente de Chile entre 1938 y 1941) valoraba el rol de la mujer en la política, quien creía que tenían las capacidades suficientes para asumir responsabilidades de estado y/o cargos políticos, comprometiéndose a nombrar en su Gobierno a quienes tengan las competencias necesarias para ejercer una función pública. El Presidente Pedro Aguirre Cerda cumplió su promesa, nombrando el 12 de marzo de 1941 a la señorita Olga Boettcher , como primera Gobernadora del Departamento de La Unión, de Chile y también de Latinoamérica. Nombrada por el Presidente Pedro Aguirre Cerda, luego ratificada por Carlos Ibáñez del Campo y finalmente por Jorge Alessandri Rodríguez. Fue la hija del también ex Gobernador Ricardo Boettcher, por ello, la importancia de esta designación, para la historia de nuestro país.

En principio, este nombramiento causó revuelo a nivel nacional y local, ya sea por el hecho de ser una mujer la designada, pero más connotación tuvo lugar en el descontento que se generó en los políticos locales de la ciudad de La Unión, los que, en cierto modo, deberían haber estado más orgullosos y satisfechos, no fue así, pues precisamente ellos fueron los que presentaron la mayor desavenencia con esta designación, debido a que la Asamblea Radical de La Unión, de manos del su presidente don Igradil Bustos, tenía como candidato para ese cargo a otro personero.

La respuesta por parte del presidente Aguirre Cerda, no se hizo esperar, defendiendo su designación por medio de argumentos sólidos que indicaban, a grandes rasgos razones suficientes para cumplir su promesa de campaña presidencial, donde la mujer iba a ocupar un lugar importante en su gobierno, y esta es la mejor prueba tangible de aquello. Dentro de sus razones, que tenía el Presidente para este nombramiento, está dada por defender la democracia, donde las mujeres también se encuentran en igualdad ante la ley, por lo tanto, se merecen un puesto de importancia política y la señorita Boettcher tenía un curriculum potente y suficiente para ser merecedora de ese cargo.

Otra de las controversias que tuvo que enfrentar la señorita Boettcher, fue la vinculación que le atribuían los medios de comunicación con la ideología nacista. El principal medio que publicó artículos que explícitamente sospechaban de que la Gobernadora de La Unión, presidía las reuniones de la Ortsgruppe (fue la principal célula Nazi que estaba radicada en Chile, en la cual se realizaban reuniones secretas, ubicadas a lo largo de todo Chile) Regional, fue el semanario ilustrado Ercilla, el cual señalaba que hubo un Policía, el “Prefecto Parada”, detrás de toda esta investigación, el cual aseguraba tener información suficiente para sostener y acreditar, según su parecer, la cercanía de la gobernadora con algunos líderes partidarios del partido nacista en Chile.

La gobernadora respondió energéticamente ante estas declaraciones, negando todos los hechos que se le atribuían, de los mismos medios de comunicación, publicando su impugnación en el diario local llamado “La Razón”, explicando cada una de las razones por las cuales, ella no tenía tal vínculo con las células nazis establecidas en Chile.

La revista llamada “Topaze”, en el año 1941, cuando fue nombrada como Gobernadora la señorita Olga Boettcher, publicó en su portada una caricatura, aludiendo la cercanía de la Gobernadora con la ideología nacista. (Portada de Revista “Topaze”, mostrando la caricatura de la Gobernadora del Departamento de La Unión, fuente Libro “Olga Boettcher, Primera Mujer Gobernadora en Chile y en América (memorias)”, año 1993).

Ante las distintas especulaciones emanadas por diferentes medios de comunicación a nivel nacional, respecto al vínculo de la Gobernadora del Departamento de La Unión con el movimiento nacista en Chile, la Srta. Olga Boettcher, también realizó una denuncia formal ante el Ministerio Público, con el objetivo de manifestar su desagrado con estas publicaciones que enlodan su imagen, calificándolas como “calumnia propaganda por escrito y con publicidad e injurias graves” (Extracto de carta enviada por la Gobernadora del Departamento de La Unión, realizada el 30 de septiembre del año 1941 al Ministerio Público, fuente libro “Olga Boettcher, Primera Mujer Gobernadora en Chile y en América”. 1993).

Lo cierto es que nunca se pudo comprobar, a ciencia cierta, la vinculación de la Gobernadora señorita Olga Boettcher con el movimiento nacista en Chile, sin embargo, las especulaciones siempre persistieron.

En consecuencia, lo más importante de destacar en esta reseña, es la labor como Gobernadora de la Srta. Boettcher, pues en su largo período de gestión, pudo consolidar varias temáticas relacionadas principalmente con la actividad agrícola de la zona, así como también, consolidar alianza entre empresas y el ámbito público, en esto se destacó el avenimiento de muchas empresas industriales que vinieron a la ciudad de La Unión, encontrando el espacio necesario para instalarse y consolidar un modelo de industria que se destacó a nivel nacional, llegando a instalar a la ciudad como la capital industrial del sur de Chile en su período de mandato.

Compartir este artículo