En kioscos: Julio 2021
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu

Teletrabajo y vinculo afectivo con niños en pandemia. Por Brigitte Evelyn Bustamante Gallardo.

En nuestro país, con la llegada del Covid-19 hay muchos dilemas sociales, políticos y humanos que han quedado exhibidos y por lo tanto han quedado en evidencia la falta de priorización en algunas temáticas fundamentales. Uno de los grandes debates que ha vuelto a considerarse es la salud mental y la desvalorización que hay respecto de esta. Por lo cual, en este escrito, hemos decidido tomar ese dilema y hablar de ella, poniendo énfasis en la infancia. Pareciera que solo los adultos, el comercio o la tercera edad se ve afecta. Pues los niños también son parte fundamental de nuestra sociedad. Y desde mi perspectiva, la más importante.

Como una suerte de resumen, expongo al lector que, en la infancia, es sumamente importante el vínculo de apego, influye fuertemente en la futura estructuración de nuestra Personalidad, por lo cual sus consecuencias se verán en la adultez. En este sentido, el amor, la atención y los cuidados en la primera etapa de un individuo tendrá un impacto para el desarrollo de la vida. En la actualidad cuando el mundo globalizado nos lleva a correr sin frenos y el tiempo es escaso podríamos hablar de una calidad de los vínculos independiente de la cantidad de tiempo que dispongamos.

En tiempos de pandemia los cimientos de nuestras vidas se han visto desmoronados, empero podemos ver de manera positiva este acontecimiento, por ejemplo… para bien o para mal los padres están mucho más presentes para incluso recuperar el “tiempo perdido” con los infantes, hay una nueva oportunidad para la crianza.

En Chile, país capitalista-neoliberal, el cual por supuesto que valora la economía y el capital por sobre la vida, en medio de la extrema vulnerabilidad que se vive, se tomó la determinación de trabajar desde casa (teletrabajo) esta decisión que algunos es una excelente posibilidad, para otros simplemente no se puede llevar a cabo. Expondré algunos puntos que pueden esclarecer el panorama actual:

• El teletrabajo puede favorecer de manera óptima los vínculos padre-hijos ya que los niños al tener a los padres en casa tienen otras ocupaciones, como por ejemplo jugar, disfrutar mirando tv.. realizar juegos en casa, cosas sencillas que debido al exceso de trabajo que se acumula en los adultos, no siempre se puede cumplir o dar placer a la petición de el niño desde esta perspectiva se genera estrés en ambos sujetos. • El niño manifiesta pataletas incluso intolerancia a la frustración, las demandas de los infantes no siempre son fáciles de leer cuando la comunicación ha fallado desde el inicio. • El adulto trata de generar lazos de confianza con el infante y al no llenar las expectativas del niño, este se vuelve, sensible y puede producir cuadros de ansiedad y angustia • No podemos olvidarnos de que la crisis humanitaria impacta al Estado chileno en su totalidad, los niños y niñas no quedan excluidos, también al estar viviendo este proceso, absorben la información.

La pandemia no sólo está afectando la salud física sino también mental, en todos los grupos etarios que componen la sociedad hay un impacto que no debe olvidarse o ignorarse. La salud mental siempre dejada de lado hoy retorna como uno de los focos centrales. Como el presente escrito se centra en teletrabajo e infancia, es necesario aclarar al lector que la colisión de estos se produce justamente En el aspecto de la salud mental, el adulto con todas sus responsabilidades diarias tiene de forma natural consecuencias psicológicas, estrés, preocupaciones etc, esto es necesario atenderlo, reconocerlo, ya que un adulto estresado es incapaz de responder a las demandas de otro. Debemos tener en consideración como primera prioridad estabilidad emocional en el adulto para así poder entregar su mejor versión desde el ser padre y profesional

Brigitte Evelyn Bustamante Gallardo. Chilena. Tesis publicada enfocada en infancia. Licenciada en Técnico en educación parvulario. Estudiante de Psicología Universidad Santo Tomás sede Puerto Montt.

Compartir este artículo