En kioscos: Julio 2024
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu

Contratos, subvenciones, comercio, corrupción

Negocios militares en Pakistán

Al entrar nuestro periódico a imprenta, el 27 de diciembre, Benazir Bhutto ex primera ministra de Pakistán fue asesinada en un atentado suicida (Ya había escapado a otro atentado, que causó 139 muertos, el 18 de octubre, al regresar del exilio). Benazir era hija de Zulfiqar Ali Bhutto, también ex primer ministro, derrocado por el general Zia y ejecutado en 1979. Las elecciones legislativas del 8 de enero 2008 fueron postergadas.

Un diario paquistaní publicó recientemente una encuesta según la cual los medios de negocios prefieren un régimen dirigido por militares. No es ninguna sorpresa. Al igual que las otras elites, a los grandes capitalistas de este país no les molesta para nada que uno de los pilares del poder sea el ejército.

De hecho, esa institución se considera investida de una misión: “poner en caja” a los civiles agitadores y supuestamente menos patriotas que los uniformados. Es lo que el ejército trató de hacer nuevamente el 3 de noviembre, cuando el presidente Pervez Musharraf suspendió la Constitución y decretó el estado de emergencia (Emergency Plus).

El general argumentó que se trataba de preservar la integridad del Estado frente a los extremistas religiosos y a los terroristas. En realidad, esa decisión apuntaba a preservar el extraordinario poder político, y sobre todo económico, del ejército.

En efecto, se sabe que las fuerzas armadas constituyen el mayor partido político del país. Pero es menos sabido que son también una potencia económica, que representa el 6% del Producto Nacional Bruto (PNB), y quizás más...

Artículo completo: 265 palabras.

Texto completo en la edición impresa del mes de enero 2008
en venta en quioscos y en versión digital
E-mail: edicion.chile@lemondediplomatique.cl

Adquiera los periódicos y libros digitales en:
www.editorialauncreemos.cl

Ayesha Siddiqa

Analista militar paquistaní, autora de Military Inc. Inside Pakistan’s military economy, Pluto, Londres, 2007.

Compartir este artículo