En kioscos: Septiembre 2021
Suscripción Comprar
es | fr | en | +
Accéder au menu

La externalización al extremo

La privatización de la guerra

Con creciente presencia masiva en Afganistán e Irak, las compañías proveedoras de servicios bélicos –cuyo estatuto jurídico es extremadamente ambiguo– extraen jugosos beneficios del comercio de la guerra y desarrollan su propia estrategia, a menudo reñida con la que proclaman los países que las contratan, para rentabilizar a corto plazo sus “emprendimientos”.

El 19 de agosto de 2009, The New York Times revelaba que la Central Intelligence Agency (CIA) había contratado a empleados de Blackwater, en 2004, en el marco de un programa secreto cuyo objetivo era perseguir y asesinar a ciertos dirigentes de Al Qaeda. Esa empresa privada de seguridad colaboró así en misiones de organización, entrenamiento y vigilancia, facturadas a la CIA por varios millones de dólares, que sin embargo no permitieron capturar ni asesinar a ningún activista, según consigna el periódico, que menciona como fuente a autoridades estadounidenses en ejercicio o retiradas.

Después de las polémicas suscitadas por su papel en Irak, Blackwater cambió de nombre, convirtiéndose en Xe Services. Cinco de sus empleados, que el 16 de septiembre de 2007 escoltaban un convoy del Departamento de Estado estadounidense, fueron acusados de haber disparado sobre la multitud, en la plaza Nousour de Bagdad, matando a catorce civiles (según las cifras de la investigación de Washington) o a diecisiete (según las de los iraquíes). Pese a ésta y muchas otras máculas, a partir de ese momento los así llamados “contractors” ponen proa hacia Afganistán, donde prosiguen las mismas prácticas: el 5 de mayo de 2009, cuatro hombres de Blackwater (que fingen pertenecer a una empresa llamada Paravant) disparaban a un automóvil, causando un muerto y cuatro heridos. Sin embargo, a pesar de la opacidad de su contrato de empleo, dos de ellos han sido inculpados el 7 de enero de 2010 por un procurador federal (...)

Artículo completo: 312 palabras.

Texto completo en la edición impresa del mes de marzo 2010
en venta en quioscos y en versión digital
E-mail: edicion.chile@lemondediplomatique.cl

Adquiera los periódicos y libros digitales en:
www.editorialauncreemos.cl

Marie-Dominique Charlier

Consejera política (Political Adviser), de febrero a agosto de 2008 en Afganistán, del general al mando de la Fuerza Internacional de Asistencia a la Seguridad (FIAS); doctora en Derecho Público; encargada de estudios en el Instituto de Investigación Estratégica de la Escuela Militar (IRSEM) de París.

Compartir este artículo